La Octava F.C.


Maestro de vida by carasdelimon
diciembre 24, 2007, 4:54 am
Filed under: Literatura

No digas de ningún sentimiento que es pequeño o indigno. No vivimos de otra cosa que de nuestros pobres, hermosos y magníficos sentimientos, y cada uno de ellos contra el que cometemos una injusticia es una estrella que apagamos.

“No reniego del patriotismo, pero primeramente soy un ser humano, y cuando ambas cosas son incompatibles, siempre le doy la razón al ser humano”.

“Lo blando es más fuerte que lo duro; el agua es más fuerte que la roca, el amor es más fuerte que la violencia”.

Poeta, novelista y pintor alemán, nacido en la localidad de Calw (Selva Negra) el 2 de julio de 1877. Su familia estaba marcada por una fuerte religiosidad, siendo sus padres, Verlasgverein Johannes Hesse y Maria Gundert, misioneros pietistas.
Después de vivir en la ciudad suiza de Basilea, en donde su padre fue destinado como predicador, Herman Hesse regresó a Calw, en donde esa ascendencia espiritual provocaría su ingreso en el seminario de Maulbronn a la edad de catorce años. Su espíritu rebelde le hacía tener enfrentamientos constantes con la disciplina inherente a los centros escolares, de donde fue expulsado en variadas ocasiones.
Su padre lo envió a la residencia del pastor y exorcista protestante Cristoph Blumhardt en Bad Bol, para que pudiera aplacar el agitado comportamiento de su “hechizado” hijo. Allí sufrió un desengaño amoroso con la hija del sacerdote, que le llevó a un intento de suicidio, a causa del cual fue internado en el psiquiátrico de Stetten.
Con posterioridad y tras abandonar el hogar paterno, Hesse trabajaría en una relojería, en una librería y como periodista independiente

“La felicidad es amor, no otra cosa. El que sabe amar es feliz”.

“La divinidad está en ti, no en conceptos o en libros”.

Los siguientes años fueron más conflictivos: con quince años, en 1892, intentó suicidarse, quedando tras esto a cargo de un teólogo y pasando posteriormente por una institución de salud mental y otra “para jóvenes problemáticos”.
En 1895 comenzó a trabajar en su oficio en una librería de Tübingen (o Tubinga) especializada en teología, filología y leyes. Con escaso interés por el contacto social, Hesse pasaría su tiempo libre leyendo y escribiendo para periódicos locales, publicando su primer poema a finales de 1896.
Emancipado económicamente en 1898 de sus padres, Hesse continuaría publicando aunque con escaso éxito. La confianza de su editor y las subsiguientes publicaciones derivarían en su primer éxito en 1903: “Peter Camenzind”.
Un fuerte giro a su vida sucedió tras algunos problemas con sus críticas a la Primera Guerra Mundial en 1914. Demonizado por la prensa y abandonado por sus amigos tras la publicación de un ensayo en el que pedía a Alemania que no cayera en el nacionalismo, se encontró en medio de un conflicto político que junto con su fracaso matrimonial y la muerte de su padre, acabó por llevarle en 1919 a Suiza, nacionalidad que adquirió en 1921.

Anuncios

Dejar un comentario so far
Deja un comentario



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s



A %d blogueros les gusta esto: